Monthly Archives: Junio 2017

Juan de la Cierva, el ingeniero que ide贸 el autogiro

admin
By , Junio 19th, 2017 | Sin categor铆a | 0 Comentarios

El ingeniero Juan de la Cierva ha pasado a la historia en may煤sculas como inventor del autogiro. Nacido en 1895 en una familia acomodada de pol铆ticos, funcionarios y abogados, Juan de la Cierva se interes贸 desde ni帽o por los inventos y la aviaci贸n. De peque帽o era muy aficionado a la lectura de libros sobre inventores e inventos y su abuelo materno despert贸 su curiosidad sobre la aviaci贸n al explicarle la teor铆a de por qu茅 volaban los aeroplanos. El entorno intelectual que le rode贸 desde peque帽o impuls贸 los sue帽os cient铆ficos y t茅cnicos de Juan de la Cierva.

Desde joven, Juan de la Cierva comparti贸 inquietudes con un grupo de amigos aficionados a los inventos, a la aviaci贸n y a la ciencia. Entre estas compa帽铆as destacaron los hermanos Barcala y Tom谩s de Mart铆n-Barbadillo. Un ejemplo de sus inquietudes t茅cnicas era la afici贸n de Juan de la Cierva y sus amigos a montar y desmontar una antigua motocicleta que le hab铆a dejado su padre, pero, sin duda, la aviaci贸n era la gran pasi贸n de ese grupo de amigos. La 茅poca de la juventud de Juan de la Cierva coincide con importantes innovaciones en el mundo a茅reo, como los globos y los dirigibles. Despu茅s de su experiencia montando y desmontando motocicletas, el grupo de amigos se aventur贸 montando peque帽os aviones de juguete.

Con la llegada a Espa帽a de la aviaci贸n en el a帽o 1910, Juan de la Cierva y sus amigos, los hermanos Barcala y Pablo D铆az, empiezan a desarrollar prototipos de aviones en los que se pueden montar. Al primer modelo que desarrollaron lo llamaron BCD (siglas de los apellidos de sus promotores: Barcala, Cierva y D铆az) y con 茅l tuvieron peque帽os accidentes. Esta afici贸n empuj贸 a Juan de la Cierva a no seguir los pasos de su familia en los estudios; en vez de estudiar derecho, el joven estudi贸 ingenier铆a de caminos, canales y puertos. Pero antes de entrar en la escuela de ingenier铆a, Juan de la Cierva lanz贸 junto a sus amigos un nuevo modelo de su aeroplano: el BCD1. Se ha llegado a considerar este modelo como el primer aeroplano espa帽ol que vol贸 durante un tiempo relativamente largo. Despu茅s del modelo BCD1 llegaron distintas aeronaves con discreto 茅xito, como un monoplano biplaza.

El proyecto de fin de carrera de Juan de la Cierva fue la aeronave C3, un trimotor con el que concibi贸 la idea de la autorrotaci贸n y que llam贸 芦autogiro禄. Antes del modelo C3, en 1920, el ingeniero de la Cierva construy贸 el primer autogiro, el C1, con dos rotores superpuestos que giraban en direcciones opuestas. El C1 no consigui贸 despegar y dio lugar m谩s tarde a su proyecto C3, con rotor de tres palas, que tampoco consigui贸 volar. La tercera versi贸n fue el modelo C2 que se hizo realidad en el a帽o 1922. Este 煤ltimo modelo tampoco tuvo 茅xito. El cuarto modelo, el C4, s铆 logr贸 despegar, y fue en el a帽o 1923. Bas谩ndose en este 煤ltimo modelo, Juan de la Cierva se centr贸 en desarrollarlo y perfeccionarlo. La Aviaci贸n Militar ayud贸 en la fabricaci贸n y financiaci贸n de este nuevo modelo de autogiro y en 1924 volar铆a con 茅xito un modelo nuevo, el C6, que logr贸 volar ya grandes distancias. Es en 1925 cuando Juan de la Cierva, con un modelo mejorado, el C6-bis, da el salto definitivo a Europa. En ese mismo a帽o la Aviaci贸n Militar contrat贸 la compra de varios autogiros.

El esp铆ritu emprendedor de Juan de la Cierva vuela cada vez m谩s alto y alcanza una nueva cumbre en el a帽o 1926 con la fundaci贸n de su propia empresa en Londres: The Cierva Autogiro Company Ltd. En esta ocasi贸n cuenta con inversores brit谩nicos y el propio Juan de la Cierva asume la direcci贸n t茅cnica de la nueva empresa.

Hasta el a帽o 1929, Juan de la Cierva da a luz nuevos modelos de su popular autogiro: los C7 y C12. Adem谩s de convertirse en proveedor de fuerzas armadas como la italiana, consigue pilotar un autogiro que cruza el Canal de la Mancha. Estos hechos incrementaron el prestigio y la popularidad del autogiro y de Juan de la Cierva. El ya famoso inventor patent贸 su invento en distintos pa铆ses y dio el salto a Estados Unidos. All铆 se reuni贸 y conoci贸 al empresario automovilista Henry Ford, al presidente de Estados Unidos, H.C. Hoover, y a multitud de empresarios fascinados por el autogiro. Es tambi茅n en 1929 cuando crea en Estados Unidos la empresa Pitcairn-Cierva Autogiro Company, en asociaci贸n con el empresario estadounidense Harold F. Pitcairn, famoso constructor de aeroplanos.

Hasta el a帽o 1934 desarrolla modelos m谩s impresionantes, especialmente el C19 y el C30. En aquellos a帽os, Juan de la Cierva fund贸 en Berl铆n la empresa La Cierva Autogiro GmbH para seguir potenciando la fabricaci贸n de sus autogiros en Europa. Su prestigio internacional fue reconocido con un distinguido premio en 1932: la Gran Medalla de Oro otorgada por la Federaci贸n Aeron谩utica Internacional de la Aviaci贸n.

A finales de 1936, Juan de la Cierva, con 41 a帽os, encontr贸 tr谩gicamente la muerte en un accidente de avi贸n en Inglaterra. Muri贸 despu茅s de una vida trabajando por vuelos seguros y sin poder ver su invento convertido en un helic贸ptero.

Juan de la Cierva, el ingeniero inventor del autogiro, se convirti贸 en una pieza imprescindible de la historia de la aviaci贸n actual. De hecho, su autogiro fue el precursor del helic贸ptero moderno. Como ejemplo del impacto que tuvo su invento, en 1932 se hab铆an construido m谩s de 120 autogiros, que hab铆an recorrido 4 millones de kil贸metros en 30.000 horas de vuelo.

Continuar leyendo →

19Jun

Errores de la prensa al informar sobre se铆smos

admin
By , Junio 5th, 2017 | Actualidad, Actualidad | 0 Comentarios

Los medios de comunicaci贸n siempre se hacen eco de los fen贸menos s铆smicos, especialmente de aquellos que provocan importantes da帽os personales y materiales. Los terremotos pueden llegar provocar grandes cat谩strofes, y actualmente tienen un impacto no solo en la prensa, radio y televisi贸n, sino que llegan a las redes sociales y a nuestros tel茅fonos m贸viles. La informaci贸n sobre estos eventos de la naturaleza llega muy a menudo plagada de mitos y errores.

Un elemento b谩sico en la informaci贸n de un terremoto es su magnitud. Es habitual que a medida que transcurre el tiempo desde que se produce el se铆smo este dato var铆e. 驴Por qu茅? Pues sencillamente porque se necesita tiempo para evaluar la informaci贸n recogida inicialmente y determinar la cifra correcta con distintas mediciones, y no solo con los resultados de los sism贸grafos m谩s cercanos a la zona del fen贸meno.

Otro ejemplo muy habitual es la referencia a los grados que a veces hacen los medios de comunicaci贸n cuando describen la magnitud del terremoto. La realidad es que la magnitud se mide con una operaci贸n matem谩tica, no con una escala que aumente de forma gradual. Esto explica tambi茅n por qu茅 hay tanta diferencia de intensidad entre un terremoto de magnitud 7 y otro de magnitud 8. La escala de magnitud no crece de forma progresiva, sino que crece de forma exponencial. Esto hace que el aumento de escala produzca un aumento proporcionalmente mayor de la energ铆a real del se铆smo.

Tambi茅n es importante no confundir intensidad con magnitud. En algunos medios llegan a confundir ambos conceptos. Mientras que la intensidad var铆a con la distancia, la magnitud no var铆a. Es decir, la liberaci贸n de energ铆a es la misma, pero su impacto no es el mismo en toda la superficie. Por eso, cuanto m谩s lejos se encuentre el punto respecto al origen del terremoto, la intensidad, y por tanto el impacto del fen贸meno, ser谩 menor.

Otro tema recurrente en la informaci贸n sobre un se铆smo es su epicentro. Esta informaci贸n no es tan importante como parece ser en todas las situaciones. En los terremotos peque帽os es importante conocer su epicentro. En cambio, en los grandes terremotos el epicentro es menos relevante, de hecho, en los terremotos grandes los mayores da帽os materiales y personales se suelen producir lejos del epicentro.

Los medios de comunicaci贸n buscan r谩pidamente 芦expertos禄 en la materia para darle mayor contenido y autoridad a sus informaciones sobre el terremoto. En ocasiones los expertos seleccionados por los periodistas no son los m谩s preparados sobre el fen贸meno. Realmente, los ingenieros de caminos, ingenieros civiles, ge贸logos, ingenieros geot茅cnicos y geof铆sicos especializados en s铆smica son los profesionales m谩s preparados para documentar y analizar con rigor cient铆fico estos fen贸menos. Otros profesionales, como miembros de las fuerzas de seguridad y bomberos, pueden ofrecer consejos relativos a seguridad civil y protecci贸n personal frente a estas situaciones. Los arquitectos son otros profesionales que pueden ofrecer un enfoque distinto sobre el impacto de un terremoto, especialmente en lo que se refiere a las estructuras de las edificaciones.

Generalmente la velocidad a la que aparece la informaci贸n sobre un terremoto en los medios de comunicaci贸n es mucho mayor que el an谩lisis de los datos sobre el mismo. Esto hace que cuando se produzca este fen贸meno haya pocos datos y no se disponga de tiempo suficiente para efectuar un an谩lisis correcto por parte de expertos, de forma que se genera informaci贸n p煤blica inexacta. La digitalizaci贸n y herramientas como las redes sociales hacen que la velocidad a la que surge la informaci贸n de estos eventos haya crecido de forma importante y se incremente la difusi贸n de datos inexactos sobre el se铆smo. Como es habitual, transcurrido un tiempo desde que se produjo el terremoto, la informaci贸n sobre este se diluye en noticias de m谩s actualidad y gran parte del fen贸meno queda en el olvido de los medios de comunicaci贸n hasta que se produce otro evento similar.

Continuar leyendo →

5Jun
Back to top

Mutua Valors

Mutua Valors