Consejos para inversores noveles y para los que tienen aversión al riesgo

Todos sabemos que los productos financieros que invierten en bolsa siempre tienen un riesgo y requieren niveles de conocimiento muy elevados. Por eso, siempre es recomendable que te asesoren los expertos. En MutuaValors EAFI tienes un equipo de profesionales a tu lado que gestiona tu cartera de inversión y te asesora, tanto desde el punto de vista financiero como fiscal, para que obtengas tus objetivos de rendibilidad.

 

Nuestras recomendaciones

Hay diversas opciones de inversión o de activos a través de los cuales podemos canalizar nuestros ahorros: fondos de inversión, bonos de renta fija, letras del tesoro, acciones, planes de pensiones, planes de previsión asegurados, seguros de vida-ahorro, etc. Tomar la decisión de escoger la más interesante y de qué manera se gestiona puede suponer todo un reto para aquel que no domina los conocimientos financieros ni fiscales. Por eso, te damos algunas sencillas recomendaciones:

1.Comienza a invertir pequeñas cantidades y con un bajo nivel de riesgo.
El primer fondo de inversión a elegir debería ser un fondo que permita hacer aportaciones de bajo importe. De esta manera, se empieza a invertir poco a poco y de forma regular, invirtiendo a la vez en un fondo de inversión con un nivel de riesgo bajo.

2. Céntrate en los fondos de inversión.
Son muy ventajosos por dos razones: reducen el riesgo por parte del inversor -ya que es un producto que invierte de manera diversificada- y permite también delegar la presa de decisión a un equipo gestor profesional.

3. La clave es diversificar.
El nivel de riesgo se dispara cuando invertimos de manera focalizada en un mismo activo, en una única empresa o lo apostamos todo a una única área geográfica. Si, por ejemplo, invertimos en acciones de una empresa y su valor disminuye, al invertir en un tipo de producto -y al no funcionar este de la manera que esperábamos- la cartera se ve seriamente devaluada y puede registrar pérdidas superiores a las que somos capaces de soportar. Por esto, la clave es diversificar. Tenemos que tener en cuenta que el número de acciones de diferentes empresas también es importante, ya que con acciones de una sola empresa, el riesgo es muy elevado. Por eso, a medida que aumentamos el nombre de acciones de diferentes empresas, la curva del riesgo se va suavizando, repartiéndose entre diferentes empresas que difícilmente irán mal a la vez.

4. Una cartera internacional o global.
Con la crisis, hemos observado que no es aconsejable invertir en un único país o área geográfica. De hecho, las diferentes economías funcionan cada una a su ritmo, economías que se encuentran en una fase más avanzada o de maduración del ciclo económico, y otras que justo empiezan a salir de una recesión e inician una fase más expansiva. Por este motivo, es muy importante incluir distintas áreas geográficas en nuestra cartera valores. Diversificar es aumentar las posibilidades de ganar.

5. Construye una cartera flexible que se adapte a tu perfil inversor.
Escoge muy bien cómo componer tu cartera y adáptala a las fluctuaciones constantes de los mercados financieros. Ya disponemos de muchos productos que destacan por la agilidad, el dinamismo y la gran flexibilidad en su gestión, de forma que nosotros podemos estar tranquilos en la táctica del día a día, y centrarnos más en la estrategia a medio o largo plazo. Por eso, nuestros asesores te proponen una cartera con el nivel de riesgo que se adapte mejor a tu personalidad y tu perfil como inversor. Estos perfiles se pueden clasificar en: muy conservador, conservador, equilibrado, agresivo y muy agresivo.

6. Vigila la divisa en la que realizas tus inversiones.
Siempre debemos controlar la divisa en la que están denominadas nuestras inversiones. La divisa como tal ya es un tipo de activo con entidad propia para invertir, a no ser que específicamente queramos asumir estos riesgos o el potencial de revaloración existente, siempre será recomendable tomar medidas para neutralizar este riesgo. A través de un fondo de inversión podemos realizar inversiones en activos denominados en otras divisas diferentes al Euro y decidir si asumir el riesgo o bien tenerlo cubierto.

7. Seguimiento continuado.
En Mutuavalors EAFI realizamos una monitorización constante de las fluctuaciones y evolución de los mercados financieros, para aconsejarte en todo momento como mantener tu cartera perfectamente adaptada a tu nivel o perfil de riesgo. Por eso, siempre valoramos esas opciones con buenos resultados históricos, con volatilidades más bajas, con mucha flexibilidad y una rápida capacidad para adaptarse a los distintos escenarios de la economía, y todo eso sin dejar pasar aquellas nuevas oportunidades que se nos presentan y que hace falta saber aprovechar.

También te puede interesar ...