El seguro de vida indemniza 50.000 fallecimientos al año en España

Según el Informe Estamos Seguros 2016 elaborado por UNESPA (Asociación Empresarial del Seguro) el sector asegurador indemnizó 49.996 fallecimientos en 2016. Esto supone una compensación media de 34.427 euros por defunción. En cifras totales, la industria aseguradora española pagó 4,72 millones de euros en indemnizaciones cada día. O lo que es lo mismo, 1.723 millones en el conjunto del año.

El fallecimiento de una persona puede generar una situación de desamparo económico en su familia, especialmente aquellas que en vida formaban parte de la población activa. En este aspecto, el seguro de vida es una herramienta que permite paliar las consecuencias económicas de una desgracia de esta magnitud.

Las indemnizaciones, en términos geográficos

Las provincias de Madrid, Barcelona y Valencia fueron las que concentraron un mayor número de indemnizaciones por coberturas relacionadas con un seguro de vida. Juntas sumaron el 55% de los fallecimientos asegurados. De la misma forma, estos territorios recibieron el 53% del total de las indemnizaciones desembolsadas por el seguro.

Si nos fijamos en el importe de estas indemnizaciones, la distribución en términos geográficos es distinta. Bajo este prisma, los territorios donde los pagos medios por caso eran más elevados son Cantabria (60.254 euros), Ceuta (52.232 euros), Baleares (52.215 euros) y Cataluña (49.595 euros). Los lugares donde las prestaciones fueron menores son en la Comunidad Valenciana (15.845 euros), Melilla (17.287 euros) y Asturias (21.629 euros).

¿Quién se asegura más?

Este informe elaborado por UNESPA también refleja qué tipo de personas son más propensas a contratar un seguro de vida. Tomando en cuenta la edad, las personas de entre 25 a 44 años son las que están más dispuestas a adquirir este tipo de seguro con una cobertura por fallecimiento, con porcentajes próximos al 68%.

Esta dinámica se debe a que la compra de seguros de vida está estrechamente vinculada a determinadas coyunturas y proyectos vitales. La firma de una hipoteca para la compra de una vivienda o la fundación de una familia (y en especial el nacimiento de un bebé) actúan como incentivos para la suscripción de un seguro de vida.

Coberturas por fallecimiento en España, según la edad


Distribución de los compradores del seguro de vida, por profesiones

Un análisis del perfil del comprador de las pólizas con cobertura de fallecimiento en función de su situación laboral refleja cómo los directivos (76,3%), los trabajadores autónomos y comerciantes (74,8%), así como los profesionales liberales (69,8%) son las personas más propensas a adquirir estos seguros.

Para proteger a los tuyos, La Mutua ofrece tres tipos de seguros de vida: Vida Básico, Vida Temporal y Renta de Estudios. ¡Infórmate!

También te puede interesar ...

El mejor ahorro: el que no tributa

En el mercado financiero podemos encontrar numerosos productos de ahorro y de inversión que permiten crear una “almohada económica” de cara a la jubilación y

Ingenieros sin fronteras

Actualmente existen asociaciones sin ánimo de lucro centradas en la cooperación para el desarrollo con el fin de garantizar el acceso universal a servicios básicos