Buscar

Ahorrar en la estancia Erasmus es posible

Con prácticamente 35 años de historia, las estancias Erasmus son una de las iniciativas más exitosas de la Unión Europea. Más de 10 millones de ciudadanos se han beneficiado de ésta, y su popularidad no ha hecho más que aumentar.

El ahorro, presente incluso en los estudios en el extranjero

Una de las principales preocupaciones en la estancia Erasmus es, probablemente, de naturaleza monetaria. Cuando pasamos una temporada en el extranjero y, para muchas personas, por primera vez, surgen dudas sobre la cobertura de los gastos que nos puedan surgir.

Por eso, es importante saber que incluso viviendo y estudiando fuera podemos ahorrar algo de dinero. Y, aun más, saber que podemos contar con algunas becas y ayudas especiales para estudiantes de Erasmus.

Consejos para ahorrar durante la estancia

  • Buscar información sobre nuestra ciudad de destino

No todas las ciudades tienen el mismo coste y ritmo de vida, lo que puede afectar a los precios de los productos. Además, los transportes también pueden variar. Por eso, saber con antelación qué nos vamos a encontrar allí puede ser de gran ayuda, porque podremos hacernos una idea de cuál será la cantidad de dinero que precisaremos para cada situación. En general, hay que tener presente que las grandes capitales suelen ser más caras.

  • Buscar becas y ayudas económicas

Existen algunas organizaciones y entidades que pueden ofrecernos algunas ayudas en nuestros gastos. Todos los estudiantes aceptados en el programa Erasmus+ reciben una ayuda económica mensual que puede variar en función del país de intercambio.

Pero no solo nos ofrece ayudas Erasmus+, sino que también podemos solicitar ayudas económicas en el país de destino. En muchos casos, los países te conceden una beca a cambio de trabajar una cantidad determinada de horas al mes.

  • Establecer unos gastos fijos

Una vez llegamos a nuestro destino deseado, es importante dedicar un tiempo a planificar y organizar los gastos fijos: aquellos que tendremos durante los meses de nuestra estancia y que prácticamente no variarán, como el alquiler del piso o residencia, el transporte, agua, luz, electricidad, etc.

  • Organizar los viajes

Es muy común que durante la estancia de Erasmus se realicen varios viajes. Por eso, es importante dedicar tiempo a planear y organizar las aventuras con cierto tiempo para poder buscar ofertas atractivas y saber cuánto nos vamos a gastar.

  • Controlar los gastos personales

Vivir solo en el extranjero es una aventura muy atractiva, lo que nos puede llevar, en algunas ocasiones, a gastar más de lo que deberíamos. Por ello, puede ser de gran ayuda fijar y reservar una cantidad de dinero para gastos personales. Es importante para evitar salirse del presupuesto que hemos fijado.

  • Aprovechar los descuentos

Quizá una de las acciones que más nos pueden ayudar a ahorrar en nuestro Erasmus. Debido a la popularidad de este programa europeo, muchos países ofrecen distintos beneficios por ser estudiante, como precios más bajos en el abono de transportes, acceso más barato o gratuito a actividades culturales, entre otros.

  • Buscar un empleo temporal

Con un empleo temporal a tiempo parcial podemos conseguir unos ahorros extra mensuales, que pueden sernos muy útiles en nuestra estancia. Pero es importante tener presente que la experiencia principal de este programa de intercambio es estudiar en otro país y conocer gente, dedicarle todo nuestro tiempo libre a trabajar puede limitar la experiencia.

Becas Erasmus

Erasmus+ ayuda a organizar intercambios de estudiantes (incluso de doctorado) entre los países del programa. Estas estancias, que duran entre 3 y 12 meses, pueden ir acompañadas de algunas ayudas económicas para los estudiantes.

La beca puede variar en función de las diferencias del coste de vida entre el país de origen y el de destino, la cantidad de estudiantes que la soliciten y la disponibilidad de otras subvenciones.

También te puede interesar ...

Teletrabajo

¿Teletrabajo? Sí, pero te tienes que prevenir

La pandemia provocada por el Covid-19 ha llevado con ella el teletrabajo, que ha venido para quedarse. Esta modalidad de trabajo permite la conciliación familiar y aumenta la productividad. Aun así, no podemos olvidar la existencia de riesgos como los accidentes domésticos.

¿Conoces la previsión social complementaria individual?

La previsión social complementaria individual es un sistema privado de previsión que se puede combinar con el sistema público para la cobertura de determinadas contingencias, como la jubilación, enfermedad, invalidez, dependencia o defunciones. Si nos referimos a la jubilación, un plan de previsión social permite incrementar el ahorro privado para, a medio y largo plazo, garantizar el nivel de vida de tu futuro cuando te hayas jubilado.

testament

Los costes de no hacer testamento

No es necesario contar con un gran patrimonio para planificar una herencia. A nivel personal o en la empresa, hay que estructurar la sucesión. Al final, se trata de hacer los deberes y evitar conflictos familiares y situaciones desagradables para minimizar riesgos.

El seguro de vida indemniza 50.000 fallecimientos al año en España

Según el Informe Estamos Seguros 2016 elaborado por UNESPA (Asociación Empresarial del Seguro) el sector asegurador indemnizó 49.996 fallecimientos en 2016. Esto supone una compensación media de 34.427 euros por defunción. En cifras totales, la industria aseguradora española pagó 4,72 millones de euros en indemnizaciones cada día.