Plan de acción de ahorro y eficiencia energética

Actualmente según las encuestas un porcentaje muy alto de la población derrocha mucha energía, las cifras ya hablan de un 84% de los ciudadanos en nuestro país.

De hecho, según una encuesta del Ministerio de Industria y Energía los ciudadanos tienen un consumo energético superior al de Reino Unido, a pesar de tener más horas de sol y una menor renta per cápita.

Además, cuando la disponibilidad de los recursos naturales y energéticos es cada vez menor y con el inconveniente de un mayor coste, obliga a racionalizar los recursos y a tener que aplicar estrategias de desarrollo sostenible.

Resulta fundamental conseguir mejores resultados con menos recursos para poder obtener menores costes de producción.

El Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, en colaboración con el IDAE, ha elaborado el Plan de Acción de Ahorro y Eficiencia Energética 2011-2020.

El objetivo es poder alcanzar el 20% de la reducción del consumo eléctrico, un 20% de creación de energía final con renovables y un 20% de reducciones de CO2.

Este Plan de Acción de Ahorro y Eficiencia Energética 2011-2020 tiene además de los objetivos citados anteriormente añadir el de la Directiva 2006/32/CE sobre la eficiencia en el uso final de la energía y lo servicios energéticos, que fue aprobada en su día por el Parlamento Europeo y que nuestro país ya cumple antes del límite propuesto del año 2016.

Este Plan de Ahorro y Eficiencia Energética incidirá en el ahorro en determinados sectores como son:
• El transporte
• La industria
• La transformación de energía
• La edificación

Son varias las acciones que ha promovido el Ministerio de Industria y Energía a través de planes, pero se debe continuar pues el camino aún es largo hasta el año 2020.

¿En qué consiste la eficiencia energética?
Esta consiste en una reducción del consumo de energía, con los mismos servicios energéticos, para así asegurar el abastecimiento a la vez que se protege el medio ambiente y se fomenta la sostenibilidad.

La eficiencia energética no solo consiste en disponer de las últimas tecnologías sino también de saber aplicarlas y administrar los recursos energéticos de una forma eficaz.

Habitualmente solemos referirnos al hablar de eficiencia energética a la energía eléctrica, ya que es la más utilizada en la industria, pero esta se puede aplicar a más fuentes de energía como puede ser el gasoil, el gas o el vapor.

Principales ventajas y usos de la eficiencia energética: actualmente las empresas punteras destacan por la eficiencia energética de su producción, pero no solo como un valor en alza sino también como una obligación social y medioambiental.

Algunas de las ventajas y beneficios de la eficiencia energética son:
• Menor coste de producción, ya que consume menos energía
• Se contribuye al cumplimiento de exigencias ambientales
• Se mejora la competitividad global.
• Menor desperdicio de energía y menor contaminación

En Cataluña es el Instituto Catalán de la Energía quien lidera todos los proyectos relacionados con el ahorro y la eficiencia energética.

También te puede interesar ...

mutua ingenieros accel grow

La Mutua de los Ingenieros y Accel&GROW, una apuesta ganadora

El futuro está en la innovación y en atreverse a emprender nuevas aventuras. Si observamos las cifras del año pasado, 845 millones de euros se invirtieron en startups, suponiendo un incremento del volumen de inversión superior al 40% respecto al 2016. Y todo parece indicar que en 2018 esta cifra seguirá creciendo.

James Watt: la máquina de vapor

¿Te has preguntado quién inventó la máquina de vapor? La primera máquina de vapor fue desarrollada en 1633. Se atribuye su creación a Eduard Somerset.

Rompiendo estereotipos: Diez mujeres STEM de las que no te habrán hablado

Según los datos proporcionados por la Agencia para la Calidad del Sistema Universitario de Cataluña (AQU), el porcentaje de mujeres que estudian carreras STEM (Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas) es del 29’49%. De este porcentaje, el 57’37% corresponde a carreras científicas mientras que en los campos de la tecnología, las ingenierías y las matemáticas, las mujeres representan menos del 40% del alumnado. Estas cifras son alarmantes y muestran la falta de referentes femeninos y, en definitiva, de reconocimiento público del trabajo de la mujer en los campos STEM. Solo rompiendo con estos estereotipos de género conseguiremos fomentar su interés por estas carreras y empezar a agrietar el techo de cristal y causar un impacto relevante en la brecha de género.